www.chennaixxx.net car porno

Me Follé A Mi Suegra Mientras Mi Esposa Dormía
No me dijeron en vano que cuidara a su madre y luego a su cr√≠a, pero no sab√≠a que era suficiente pedir una historia de sexo . Con el t√≠tulo Me foll√© mal a mi suegra mientras mi mujer dorm√≠a, ya he contado la mayor parte del suceso. Por supuesto, antes y despu√©s de esto es lo suficientemente loco, extra√Īo y ut√≥pico como para contarlo. Todav√≠a no me he recuperado de sus efectos. Como no sab√≠a qu√© hacer y no pod√≠a contarle a nadie esta historia que me sucedi√≥, quer√≠a compartirla con ustedes.

Conoc√≠ a mi esposa en un centro de llamadas de una empresa. Los dos √©ramos graduados universitarios, bien educados, intent√°bamos mejorarnos a nosotros mismos y pod√≠amos ser considerados un clic por encima del est√°ndar. Mientras charl√°bamos en el trabajo, tambi√©n comenzamos a reunirnos afuera. Yo ten√≠a 25 a√Īos y mi esposa J√ľlide 24. De hecho, estaba ganando dinero en ese momento, o comenc√© a hacer deporte o algo as√≠ y me deshice de mis excesos. No fue dif√≠cil para m√≠ conseguir a J√ľlide, cuyos ojos me impresionaron a primera vista, ya que mi altura y pose estaban en su lugar.

Julide es una mujer hermosa. Sus ojos son negros carb√≥n, negros como el carb√≥n pitch Lo mejor es que siempre brilla. Su piel es tan blanca que si le pones unas tijeras en la mejilla, se pondr√° roja. Nos fuimos de vacaciones durante tanto tiempo, tomamos el sol, pero no hubo cambios en el color de la piel, era muy ligeramente roja. Ten√≠a el pelo negro en ese entonces, e incluso entonces, era lo suficientemente asertivo como para impresionar realmente. No ten√≠a senos tan grandes ni una cadera que sobresaliera. Ya sabes, d√©jame cuidarlo mientras camina, d√©jame decir uff, no fue de buen gusto. A√ļn as√≠, logr√≥ llamar la atenci√≥n con su ropa. No fui el primero en llegar a J√ľlide desde el trabajo, pero mis pasos fueron recompensados.

Lo llev√© al cine. Lo s√©, fue muy simple pero efectivo. Est√°bamos sentados uno al lado del otro y viendo nuestra pel√≠cula de amor. Fue una de las reuniones m√°s dulces de nuestra relaci√≥n, que ha estado sucediendo durante unos tres meses. Antes de siquiera intervenir, me aferr√© a los labios de J√ľlide, cuya cabeza estaba en mi hombro, con una convergencia moment√°nea. Afortunadamente, no fue correspondido, y nuestro beso continu√≥ hasta que se encendieron las luces del pasillo. Fue una sensaci√≥n incre√≠ble, tengo que admitir que estaba erguida y quer√≠a follar como loca. Mientras tanto, la oferta de ‘vamos a tu casa’ vino de mi compa√Īero. Nuestra conversaci√≥n y conversaci√≥n continuaron en el camino, pero la √ļnica diferencia era que est√°bamos tomados de la mano. √ćbamos oficialmente a mi casa a tener sexo.

Cuando entramos, la direcci√≥n “mi amor”, que comenzaba en la carretera, la pronunci√© por primera vez:

bienvenido a mi casa mi amor…
Me comeré tu boca que dice que es amor!
Cerr√© la puerta de golpe con la cadera por culpa de mi amante, que se hab√≠a abalanzado sobre m√≠ y hab√≠a vuelto a besarse como loca. Mientras yo lo desvest√≠a y √©l me desvest√≠a, nuestros pasos se dirig√≠an hacia el dormitorio. Ven√≠a a mi casa por primera vez y empezamos a hacer el amor en cuanto entramos. Cuando nos acostamos, la ropa interior de J√ľlide, con la que hab√≠a estado so√Īando durante mucho tiempo, estaba parada frente a m√≠. Solo me quedaban boxeadores. Pongo mi pareja en la cama, continuando el beso. Le quit√© el sost√©n con un movimiento r√°pido y solo me encontr√© con sus pechos no tan grandes que llenaban mis palmas. Las puntas de sus pechos blancos eran rosadas y puntiagudas. Incluso los pezones eran tan suaves que no pod√≠a tener suficiente de lamerlos. Mi herramienta estaba teniendo dificultades para mantenerla en su lugar porque la mano de J√ľlide ya estaba adentro. Lentamente dej√© de lamerle los pezones mientras continuaba acarici√°ndola y aterriz√© en su vientre y luego en sus bragas. Le quit√© las bragas negras con detalles de encaje… No hab√≠a oscurecimiento ni un poco, era una de mis im√°genes favoritas en su vagina. Su cuerpo era tan dulce, no pod√≠a tener suficiente de las lamidas. Lam√≠ el √°rea de la vagina que se hab√≠a sometido a la depilaci√≥n l√°ser y baj√© al agujero. Estaba caliente y h√ļmedo. Mientras sacaba la lengua, baj√© la derecha de mis manos de sus senos a su cl√≠toris. Era de gran placer, y me presionaba la cabeza, me arrancaba el pelo. El sexo con el que so√Īaba se estaba haciendo realidad… Era de gran placer, y me presionaba la cabeza, me arrancaba el pelo. El sexo con el que so√Īaba se estaba haciendo realidad… Era de gran placer, y me presionaba la cabeza, me arrancaba el pelo. El sexo con el que so√Īaba se estaba haciendo realidad…

No pude soportarlo m√°s, me defend√≠ de mi furia y del boxeador que saqu√© con ira. Coloqu√© mi polla erecta en su co√Īo, que lentamente lam√≠ y reg√© bien. Su cabeza estaba teniendo dificultades para entrar en ella porque era incre√≠blemente estrecha.

OHHHH! Por favor, m√°s despacio, ohhhh!
Mi amor, eres tan maravilloso!
Puse mis brazos entre su cabeza mientras mi polla se desliza lentamente por su c√°lido co√Īo. Mientras segu√≠a besando sus labios, mi polla alcanzaba un gran placer mientras mov√≠a mis caderas hacia adelante y hacia atr√°s. Mi compa√Īero, cuya respiraci√≥n era err√°tica y su ritmo card√≠aco loco, me mord√≠a los labios y la espalda con sus u√Īas ligeramente largas. Mi coraz√≥n no dol√≠a, eran cuatro rincones de placer. Con la fuerza que obtuve de su cintura para limpiar su agujero ensanchado, comenc√© a ir y venir a toda velocidad.

Ohh, ohhh, ohhhh, ohhh, eres genial, ohhhh, sigue así, ohhhhhhhhhh!
No podía soportar mis entierros rápidos y duros que duraron aproximadamente un minuto, mientras mi pareja estaba teniendo un orgasmo, le saqué la polla y comencé a brotar en sus senos. Fue un gran momento y me costó mucho ponerme de pie. Me acosté a su lado. Junté nuestros labios mientras estábamos sin aliento mientras tomaba su cabello entre mis manos y lo corría. Después de unos besos:

Te quiero, Julide.
Te quiero, Talha.
historias de mierda

¬ŅQuieres conocer a mi madre?

Por supuesto, hubo peleas con peque√Īas chispas en estas uniones, que se convirtieron en amantes en el tercer mes de nuestro noviazgo. Me encant√≥ tanto que estaba celoso de J√ľlide de El p√°jaro volador. Sin embargo, era una persona de buen coraz√≥n. Sab√≠a que no te acercabas con malas intenciones, ella. Vamos, viv√≠amos en Turqu√≠a. Hab√≠a millones de hombres que interpretar√≠an esta actitud de manera muy diferente. El noventa por ciento de nuestras peleas se debieron a esto. A√ļn as√≠, creo que estas discusiones mantuvieron viva nuestra relaci√≥n. Especialmente esas historias de maquillaje y sexo fueron realmente incre√≠bles, pero no me molestar√© en contarlas. Porque cuando est√°bamos en nuestro quinto mes, lleg√≥ una oferta de J√ľlide:

¬ŅQuieres conocer a mi madre?
Por supuesto, mi amor ha llegado a Estambul.
S√≠, lleg√≥ ayer…
Con esta breve conversaci√≥n, habr√≠amos conocido a mi futura suegra por primera vez. Por supuesto, he escuchado de J√ľlide muchas veces qu√© tipo de persona es, pero hoy tendr√© la suerte de verlo en persona. Cuando su madre ni siquiera era menor de edad, qued√≥ embarazada de su amante, el padre de J√ľlide. Cuando su madre no quiere ignorarlo, primero formalizan su matrimonio con el im√°n, y cuando ella alcanza la mayor√≠a de edad, formalizan su uni√≥n con el matrimonio real. Desafortunadamente, la relaci√≥n de esta pareja, que se convirti√≥ en padres a una edad muy temprana, no dura mucho. El padre est√° terriblemente deprimido y se da por vencido. Despu√©s de peleas y ruidos, finalmente decide divorciarse y la figura paterna desaparece. Todo esto sucede cuando J√ľlide tiene solo tres a√Īos. No ha aparecido desde ese d√≠a. Su madre lo hab√≠a criado solo. Sus experiencias y un poco de su car√°cter lo hab√≠an vuelto cada vez m√°s loco y desesperado. Despu√©s de todo, ser viuda con hijos no era f√°cil. Trabaj√≥ en peluquer√≠as durante mucho tiempo y luego abri√≥ su propio negocio. Cuando llega el momento de la pandemia, se va a Esmirna con su hermana. Fue una decisi√≥n l√≥gica ya que J√ľlide se qued√≥ en el dormitorio y su universidad continu√≥. Cuando establece un orden bueno o malo en Esmirna, contin√ļa su vida all√≠. Regres√≥ a Estambul durante tres d√≠as para ver a su hija y a sus amigos, y para distraerse un poco.

Justo despu√©s del trabajo, salimos con J√ľlide al restaurante para el que hice la reserva. Su madre, Jale, nos iba a encontrar all√≠. En realidad, estaba bastante emocionada. Eventualmente, conocer√≠amos a la madre de mi pareja, con quien planeaba casarme, y lo habr√≠amos llevado un clic m√°s all√°.

Jale tom√≥ su lugar en la mesa que yo ya hab√≠a revisado. Lo he visto en fotos antes, pero verlo en vivo fue, por supuesto, diferente. De hecho, tan pronto como lo vi, acept√© sinceramente que se ve√≠a m√°s hermosa que J√ľlide para su edad. Era de piel p√°lida como su hija. El cabello rojo realmente se adaptaba a esa tez. Lo hizo en J√ľlide hace un mes, y a m√≠ tambi√©n me gust√≥. Su cabello le llegaba hasta la cintura, evidentemente acababa de salir de la peluquer√≠a, sus pechos parec√≠an exasperantes como si fueran a estallar de su escotado vestido negro. Ten√≠a 41 a√Īos y era lo suficientemente ambiciosa como para llevar la idea de follar a casi cualquier hombre de mi edad.

Como no se habían visto en mucho tiempo, se abrazaron con fuerza en cuanto se vieron. Pude sentir el amor, la sinceridad y la calidez entre ellos. Cuando terminaron los abrazos, mami volvió los ojos hacia mí.

Hola Sra. Jale, soy T…
Talha, sí, lo sé, querida. Habló tanto de ti que pensé en ir a verte ahora.
Estaba muy contento entonces.
Por supuesto, besé la mano extendida sin siquiera llevármela a la frente, y luego pegué mi cumplido:

Qued√≥ claro de d√≥nde sac√≥ su hija su belleza…
Ay, gracias, querida. Estabas tan caliente como la gente dice…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

pornos frei porno deutsches porno iphone porno kamera porno student porno blonde porno creampie porno massage porno sleeping porno mom porno sister porno
¬© 2023 Bei handelt es sich um einen kostenlosen Hostingservice f√ľr Pornofilme. Du kannst dir ein verifiziertes Benutzerkonto erstellen, um auf unsere Website Pornofilme in verschiedenen Formaten hochzuladen. Jedes Pornofilm, das du hochl√§dst, wird in maximal 5 Arbeitstagen bearbeitet. Du kannst au√üerdem unseren Einbettungscode verwenden, um unsere Pornofilme auf anderen Websites zu teilen. Auf wirst du au√üerdem exklusive Pornoproduktionen finden, die von uns selbst gedreht wurden. Durchst√∂bere all unsere Sexkategorien und entscheide dich f√ľr deinen Favoriten: Amateur-Pornovideos, Analsex, Gro√üe √Ąrsche, Freundinnen, Blondinen, Br√ľnetten, etc. In den entsprechenden Rubriken auf unserer Website sind au√üerdem auch Pornofilme zum Thema Gays und Shemales zu finden. Das Anschauen der Pornofilme ist vollkommen gratis! offre un servizio gratuito di hosting per video porno. Puoi creare il tuo account utente verificato per caricare video porno sul nostro sito in diversi formati. Ogni video che caricherai verr√† gestito entro 5 giorni lavorativi. Puoi anche usare il nostro codice embed per condividere i video su altri siti. Su troverai anche produzioni porno esclusive girate da noi. Naviga liberamente fra le sezioni categorizzate di sesso e scegli la tua preferita: amatoriale, anal, culone, fidanzate, bionde, more, ecc‚Ķ Potrai anche trovare porno gay e video porno trans nelle rispettive sezioni del nostro sito. Tutti i video porno sono visibili gratuitamente!